Conjunto Mesa y Sillas Kiero A Conjunto mesa y 4 sillas desde 790 euros. Muebles Díaz
Oferta

Conjunto Mesas y Sillas

Conjunto Mesas y Sillas

Viste tu comedor con unos de los conjuntos mesas y sillas que tenemos para ti. Elegantes, sencillos, funcionales. Elige entre todos los modelos que tenemos.

Mostrando 1–12 de 55 resultados

Conjuntos mesas y sillas

 

Las mesas de comedor y de la cocina son los epicentros sociales de cualquier hogar. Estos espacios ahora pueden ser considerados multifunción, pues si bien es cierto que antes se consideraban espacios diseñados únicamente para preparar y consumir alimentos, actualmente se utilizan también para socializar, ver televisión, leer, conversar, relajarse y hasta para hacer deberes escolares. Precisamente por esto resulta fundamental escoger con detenimiento el conjunto de mesas y sillas, pues estas deben responder a las necesidades de la familia.

Ventajas de los conjunto de mesas y sillas

Escoger una mesa para el comedor y/o la cocina es todo un desafío, pues deben tenerse en cuenta una serie de factores que permitirán que estas piezas de mobiliario se adapten al espacio. Si compras la mesa y la silla por separado, entonces el reto es mayor, pues debes procurar que combinen entre sí, que los materiales se adapten, que se ajuste el tamaño, número y altura… Para evitar este engorro la solución es simple: invierte en un conjunto de mesas y sillas.

Hay quienes consideran que comprar un conjunto mesa y sillas resulta increíblemente costoso. Esto es relativo, depende del tamaño, estilo y materiales más que del hecho de adquirir las piezas juntas. Los conjuntos son increíblemente prácticos, pues sólo necesitas pensar en el espacio que tienes, el tipo de mesa que deseas y necesitas tener.

Cuando escoges las sillas y mesa por separado, debes tener en cuenta muchos detalles. Por ejemplo, si adquieres las sillas primero, debes buscar una mesa que se adapte a las dimensiones de éstas. El número, tamaño y amplitud de las sillas debe ser calculado con precisión, pues puede hacer que los comensales se sientan incómodos porque quedan muy cerca. También las sillas pueden ocupar demasiado espacio alrededor de la mesa y dificultar el movimiento en el espacio. Asimismo, debes medir la altura de cada silla y compararla con la altura de la mesa, para asegurar que cabe y que será cómoda para sentarse.

Los conjuntos de mesas y silla ya vienen organizados. No necesitas pensar en coordinar colores o materiales. Puedes escogerlas del estilo que desees para que sean parte de la decoración preexistente, tampoco debes tomar medidas y pensar en si serán cómodas. Están hechas para combinar y ahorrarte dolores de cabeza, así podrás concentrarte en la forma y función, que es lo que realmente importa.

Cómo escoger un conjunto mesa y sillas

Cada vez que adquieras una pieza de mobiliario debes tener en cuenta la forma y tamaño del espacio donde deseas ubicarlo. Esto te ayudará a limitar tus posibilidades y pensar en alternativas que se adapten a estas variables. La comodidad a la hora de comer y/o de moverse alrededor de la cocina son aspectos fundamentales y no negociables.

Calcula el espacio teniendo en cuenta que la mesa debe estar al menos a metro y medio de distancia de cualquier pared o mueble. Esto te garantizará que las personas puedan moverse con libertad, sin tropezarse con nada. Asimismo, la forma de la mesa debe responder al tamaño y tipo de espacio. Para lugares amplios necesitas una mesa igual de grande, que llene el espacio sin resultar exagerada. Debe haber proporción y armonía.

Una habitación cuadrada puede beneficiarse de las líneas suaves de una mesa redonda u ovalada, mientras que un espacio rectangular debería tener una mesa alargada, ovalada o rectangular, que responda al movimiento del lugar. Las mesas redondas suelen ser mejores para espacios pequeños, pero esto ya depende de la visión y estilo decorativo de cada persona.

Por otra parte, necesitas saber cuántas personas deben poder sentarse en el conjunto de mesas y sillas. Si te gusta traer personas para cenar o celebrar, también debes tenerlo en cuenta, incluyendo la frecuencia de estos encuentros. Si son realmente esporádicos, entonces no valdrá la pena invertir en un comedor masivo, por ejemplo. Puedes pensar en una mesa extensible o en la posibilidad de agregar un par de sillas más que puedas acomodar sin demasiado problema. En cambio, si recibes visitas regularmente, necesitas invertir en mobiliario que pueda acomodarlos a todos.

Recuerda que las sillas deben tener espacio suficiente entre ellas para que los comensales puedan moverse con libertad y comodidad mientras comen. Este aspecto está calculado rigurosamente en los juegos de sillas y mesa, así que no deberías preocuparte por esto. Revisa el peso de las sillas. Estas deben ser más bien ligeras y fáciles de mover, a diferencia de los muebles del salón, por ejemplo, las sillas de comedor o de la cocina requieren moverse continuamente, así que no deberían ser demasiado pesadas.

El material y el color dependerá de la función y el estilo decorativo que predomine en tu hogar. Por tradición las mesas de cocina suelen elaborarse en materiales resistentes y fáciles de limpiar, pues se sobreentiende que estarán involucradas en procesos de cocina y de otras índoles que pueden convertirse en pequeños desastres con facilidad. Asimismo, considera si tienes niños pequeños dentro de esta variable, pues ellos también deberían poder disfrutar del espacio sin que eso se convierta en un motivo de preocupación para ti.

Las mesas de comedor si permiten ser un poco más flexibles con el tipo de material, pues suele ser un poco más elegante o elaborado que los de una práctica mesa de cocina. El material y estilo del conjunto de mesa y sillas responderá al estilo decorativo. Puede ir desde la madera más clásica, pasando por plásticos, viniles, melamina, cristal y metales para estilos mucho más contemporáneos.

Las sillas y mesa pueden contrastar o estar elaboradas en el mismo material, lo que ofrece una idea de conjunto mucho más obvia y armónica. De todas formas, existe una amplia variedad de sillas y mesa de las que puedes escoger, con la paleta de colores perfecta y que permita que estas piezas se integren completamente con el resto de la decoración de la casa. Aprovecha, juega con la estructura y materiales, si tienes las medidas y el estilo decorativo en claro, puedes darte el lujo de experimentar con el conjunto de sillas y mesa sin temor a que no funcionen dentro del espacio.